9 de noviembre de 2009

ENTREVISTA A HENRY IAN CUSICK EN EL KAHALA HOTEL



Segunda entrevista concedida a Henry Ian Cusick, por las chicas de Lostzilla, en Oahu.






Sorprende ver a Desmond con look playero, pero así es como va Henry Ian Cusick. Por casualidad, y porque la fortuna nos sonríe, hacía solo tres días que le habíamos entrevistado, así que nos saluda amigablemente y bromea sobre ello. Da la sensación de estar siempre relajado y es ameno y divertido en la forma de responder. Qué podemos decir, es nuestro ojo derecho del casting, pero no nos volveremos a extender en las gracias infinitas hacia su amabilidad y buen trato :P

Corrobora que se quedará en Hawaii con su familia una vez que la serie haya acabado. Sabe que tendrá que viajar, y que estar en Hawaii será un pequeño inconveniente, pero su familia es feliz allí y sus hijos están todavía en el colegio, y cree que apreciarán el haber vivido en Hawaii cuando sean mayores. Se enamoró de Oahu nada más llegar, y aunque mucha gente le dice que a los 5 ó 6 años se cansará, por lo pequeña que es la isla, todavía sigue encantado allí tras 4 años. Por ahora no tiene intención de volver al Reino Unido. Quiere llevar a sus hijos de nuevo a Escocia el verano que viene, y se ríe cuando cuenta, en castellano, que su madre, cada vez que le ve, le dice que qué quiere comer porque está flaco.

De niño, a los 3 ó 4 años, vivió en Madrid, y de pronto recuerda el nombre del colegio de habla inglesa al que fue: St. Michaels. Sabe que el hecho de viajar tanto puede ser una motivación para ser actor, pero no en su caso. Intentará involucrarse más en producciones locales.

Ahora mismo, como ya dijimos, se encuentra dirigiendo un corto con actores locales. Le interesan los proyectos, no el dinero, sobre todo ahora que por fin se puede permitir el lujo de no tener que coger cualquier trabajo que le llega, pero estando a 5 horas de avión de Los Angeles, sabe que acabará teniendo que volar allí.

Para él, Lost ha ido cambiando con el tiempo. Empezó como una serie fantástica de un grupo de gente atrapada en una isla, y a lo largo de los años ha evolucionado hacia la ciencia ficción y los viajes en el tiempo, y no sabe hacia donde se dirige. Para él, cuando se unió al proyecto, lo más interesante eran las preguntas sobre la fe y el destino.

Cree que ahora se ha puesto de moda lo de los viajes en el tiempo porque son ciclos, lo que vende en ese momento, gladiadores, vampiros... Ahora, con Lost, Flash Forward y Heroes, le ha tocado el turno a los viajes temporales. No cree que sea porque estemos obsesionados con el futuro... él personalmente no es fan de los viajes en el tiempo, es una salida fácil, aunque con Desmond fue distinto porque viajaba con la mente, pero no le gusta la idea de escapar de un problema saltando en el tiempo. Sin embargo, le encanta el final de El Planeta de los Simios, no siempre es la salida fácil.

Intenta no elucubrar sobre los misterios, y solo se centra en su personaje. No piensa en lo que va a pasar y no tiene teorías, dejó de teorizar cuando, al recibir su guión, pensó que su personaje podría ser médico, y resultó ser monje. Prefiere limitarse a interpretar. Lost ha sido para él una oportunidad única que le ha proporcionado un papel y unos guiones muy interesantes.

Cree que cada personaje tendrá un final completamente diferente, unos feliz y otros menos. Espera que su final con Penny sea un final feliz.


Duda y se ríe cuando le preguntan si fue divertido golpear a Ben, no sabría decirlo con exactitud.

Le encantaría contarnos algo de Desmond en la sexta temporada, pero no sabe nada al respecto... y añade que si lo supiera no nos lo contaría. Le gustaría que saliera más que en la quinta temporada y que tuviera un propósito, una misión, más allá de estar ahí. No le asusta morir. Si tiene una escena de muerte, genial, y si no, genial también.

Al preguntarle si Lost es muy complicado, responde entre risas que sus hijos, con los que suele ver la serie, la entienden, y el menor tiene 9 años. Sí será capaz de mantener el secreto de la serie con ellos, porque no preguntan mucho, y cuando lo hacen, se niega a decírselo, por si se lo acaban diciendo a sus amigos. ¿Serán sus hijos actores? Su hijo mediano, por ahora, canta muy bien y ha participado en musicales, el tiempo lo dirá. No le importaría si así fuera.

De Lost ha aprendido a relajarse y disfrutar esta época, y el tiempo que tiene para pasar con su familia. No cree que vuelva a tener una oportunidad igual, y sabe que eso se acabará cuando tenga que volver a hacer audiciones. Dice que no se ve a menudo con el resto de miembros del casting, fuera de los rodajes, cada uno hace su vida.

Le preguntamos que, en el caso de que se hiciera una película sobre él, quién le gustaría que le interpretara. Se ríe y dice que por qué iban a hacer una película sobre él y que le gustaría interpretarse a sí mismo. No tiene ningún actor favorito concreto, admira interpretaciones concretas, como la de Kristin Scott Thomas y Colin Firth en su última película.

Dice que hizo de Darwin porque le ofrecieron el papel, básicamente. Le hubiera gustado hacer de calvo para cambiar de aspecto e ir de Darwin con el look completo, pero le dijeron que mejor se dejara el pelo y crecer las patillas. Disfrutó trabajando con Frances O'Conell, y salir del personaje de Desmond por un momento.

No sabría elegir entre un papel dramático y uno cómico. Le gusta mucho el fútbol, ven en familia los mejores momentos de su equipo, el Dundie United, en youtube, pero aunque hubiera tenido las cualidades necesarias para ser futbolista, cree que finalmente sería actor, porque es lo que ha querido hacer desde que tiene 17 años. Estaremos atentos a su corto entonces.