3 de marzo de 2009

EVANGELINE LILLY, HAWAI Y LA FAMA



Uno de los personajes que más ha evolucionado en la serie es el de Kate Austen. Kate estuvo en todas las aventuras de las dos primeras temporadas, pero su figura de aventurera fue dejando paso a su actitud de rompecorazones, en medio de Jack y Sawyer. La historia quiso que formara parte de los Oceanic y en la quinta temporada estamos viendo su faceta de madre, muy alejada de la primera Kate guerrera. ¿Qué piensa la actriz de este cambio? ¿Cómo se siente al vivir en Hawaii? Veamos qué nos cuenta en esta interesante entrevista realizada para Sky One...








Hola Evangeline. Eres muy afortunada por vivir y trabajar en Oahu, ¿cuál es la parte negativa?
Venir de visita es muy diferente a vivir aquí. Hace mucho calor, es húmedo, tu pelo parece que nunca queda bien... ¡y el maquillaje jamás queda bien!

La parte buena es que has llevado ropa poco femenina todo el tiempo. ¿Estás cansada de llevar siempre esa ropa vieja?
(Risas) Es muy cómoda y cuando como... ¡no me preocupa mancharme! Pero esta temporada estamos rodando con los Oceanic Six fuera de la Isla, así que he llevado trajes y faldas estrechas en algunos flash-forwards... ¡y me encantan! Me he sentido más femenina y guapa. Ha ayudado a que Kate parezca más femenina. Vemos a la kate mamá, no a la Kate que huye.

Kate ha cambiado, ¿pero aparecer en Lost te ha cambiado a ti?
Bueno, cuando empecé tenía 24 años y este verano haré 30, si no cambias durante esos años es que no te has desarrollado individualmente. He aprendido a hacerme valer de una forma respetable, no siendo una diva.

Y como actriz, ¿es importante cumplir 30 años?
No en el sentido de '¡Oh Dios mío, tengo 30 años!' Siempre he mirado de lejos a los treinta, las mujeres consiguen un nivel de respeto. Los hombres dejan de verte como un culo y las mujeres se quedan como, 'va a empezar a envejecer como todas nosotras, así que está bien'.

Hora de comer. Ningún rasgo de envejecimiento en Evangeline. Su piel es joven, con pecas y llena deluz. Y está envidiablemente delgada de una forma saludable. Incluso al llegar a la tienda de catering, despuésde un viaje en autobús, te preguntas cómo lo hace: las porciones de comida aquí son gigantes. Macarrones con queso, ensaladas grandes, una enorme pieza de costillas con puré... Si esto fuera la cantina de personal, nunca la dejarías. Nos unimos a Evangeline Lilly en la cola para la comida y le preguntamos sobre su vida como estrella.

¿Cómo te las arreglas con la fama?
¡La evito a cualquier precio! He elegido proyectos fuera de Lost que son tranquilos porque no quiero el revuelo de Hollywood. Y dejé de ir a la playa. Dios, si veía una foto mía más en bikini me iba a pegar un tiro.

Entonces, ahora que has dejado de hacer surf, ¿cómo te mantienes en forma?
No tengo un régimen de entrenamiento ahora. Hagos muchos estiramientos, nado en mi piscina y camino mucho con sombrero y gafas de sol.

¿Así es como evitas volverte una diva?
(Risas) No, es por mi familia. Son canadienses tradicionales con unos valores éticos y una moral increíbles. Mi padre me enseñó: 'ves a trabajar, no te lamentes ni aunque estés enfermo como un perro'.

Al anochecer. Unas horas después, es suficientemente oscuro como para grabar las escenas de noche. Cogemos el autobús y volvemos a Dharmaville. Ahora el escenario está silencioso y tranquilo, no queda mucho para comenzar el rodaje. Matthew Fox se sienta en un picnic entre tomas, con el iPod conectado. Cuando acaba la escena, Evangeline regresa para acabar la entrevista.

Con sólo una temporada por delante, ¿qué vendrá luego?
Me centraré en el trabajo humanitario y mi pasión por la escritura. Quiero publicar algo o vender algún guión.

¿Como en Lost?
¡Nunca en un millón de años! No soy fanática de la ciencia ficción, una serie como esta me supera. Pero si una serie de televisión me viene a la cabeza, la escribiré.

Hawaii es un lugar increíble para trabajar, pero ¿dónde esperas trabajar luego?
Probablemente en Canadá. Echo de menos mi casa. Echo de menos el aire frío en la cara.

Fuente